Video vigilancia, ¿es incompatible con tu intimidad?

Actualmente, las personas desean preservar su integridad y la de sus pertenencias, por lo que son muchos los hogares y oficinas que emplean los sistemas de monitoreo y alarma para mantener seguros sus bienes y propiedades. Sin embargo, es válido preguntarse si la video vigilancia es compatible con tu intimidad

Publicado el 19 May 2021

96781_68

Los sistemas de video vigilancia actuales

Los sistemas de video vigilancia son elementos tecnológicos diseñados para que los propietarios de bienes e inmuebles puedan mantener el control sobre sus pertenencias y resguardarlas.

En tal sentido, el avance de la tecnología ha permitido que estos sistemas estén dotados de cámaras que pueden ser activadas de forma remota, con visión panorámica en 360 grados e incluso comunicación bidireccional a través de audio en tiempo real. Todo esto, aunado a los elementos adicionales como los recomendados por sistemas de video vigilancia, como pueden ser sensores o sirenas, entre otros se convierten en la forma ideal de proteger los hogares y oficinas de miles de personas.

No obstante, muchos sienten temor y se preguntan sieste tipo de tecnología sigue siendo compatible con su intimidad, sin afectarla o invadirla.

¿Compatible con la intimidad?

Esta interrogante no posee una única respuesta, ya que depende de varios factores, como lo que consideres intimidad o el uso que se le dé al sistema de video vigilancia.

En relación con lo que se considera intimidad, es poco probable que se instale video vigilancia en un baño o la habitación de una pareja, por lo que este tipo de invasión no es común.

La vida privada y las acciones que se realizan en la habitación o el baño no son vulneradas con estos sistemas de video vigilancia, pero si eres de las personas a las que les gusta andar por su casa en ropa interior u otras costumbres que te parezcan íntimas y no deseas ser monitoreado, entonces puede que se vean afectados tus hábitos.

Además, estos sistemas están diseñados principalmente para uso exclusivo de los propietarios, de manera que no debes preocuparte de que otros tengan acceso a tus videos.

En otro escenario, cuando el sistema de video vigilancia se encuentra en tu trabajo u oficina, no deberías sentir que tu intimidad está siendo vulnerada, ya que probablemente las cámaras se ubiquen en zonas públicas, áreas comunes, cubículos y similares.

Al igual que en el caso de los hogares, no se instalan cámaras en baños, vestuarios u otras áreas similares, por lo que tu intimidad no se verá afectada en este sentido.

Habitualmente estos sistemas son instalados en sitios laborales sin audios, esto significa que tus conversaciones no serán grabadas y en caso de que lo sean, la empresa se encuentra en la obligación de notificarlo a sus empleados.

Por otro lado, se encuentra la finalidad para la cual se utilicen estos videos de vigilancia, ya que usualmente se emplean para fines de seguridad y no otros. Cuando estos recursos se utilizan con otras intenciones, tu intimidad sí puede verse vulnerada e incluso pudiera considerarse una invasión sancionada por la ley.

En este orden de ideas, la difusión de este tipo de videos sin el consentimiento de quien aparece en ellos puede ser penada por la ley, sobre todo cuando la intención de su publicación es dañar intencionalmente a otra persona.

Recuerda que la tecnología está al servicio de tu seguridad y no para vulnerar tu intimidad.

¿Cómo mantener segura tu intimidad utilizando los sistemas de video vigilancia?

En tu hogar es sencillo mantener segura tu privacidad, solo debes asegurarte de no compartir videos de los sistemas con ninguna persona, establecer contraseñas de acceso a las grabaciones y evitar realizar acciones que consideres íntimas o personales frente a las cámaras.

Siendo tu hogar, es seguro que sepas dónde se ubican las cámaras; sin embargo puedes identificarlas con algunas pegatinas, al menos al principio, mientras te acostumbras a su presencia.

Procura contratar una empresa experta en proveer e instalar estos sistemas para que sean ellos quienes ubiquen de la forma más adecuada las cámaras y así preservar tu intimidad.

En el trabajo, siempre ten presente que lo más común es que existan estos sistemas de vigilancia para mantener seguros tanto al personal como a los clientes y propietarios. Por lo tanto, procura tener una actitud acorde al sitio donde te encuentras, consulta si tienes dudas al respecto de este monitoreo y mantén tu intimidad reservada para los espacios adecuados.

Finalmente, si ves que está siendo difundido algún video que atente contra tu privacidad o irrespete tu intimidad, no dudes en hacer valer tus derechos y denunciar el hecho ante las autoridades competentes. Recuerda que no se deben publicar grabaciones donde aparezcas, sin tu consentimiento y que el agravio a tu persona es considerado un delito que puede ser sancionado por la ley.

Los sistemas de video vigilancia no son incompatibles con tu intimidad, siempre que el uso que se les dé sea el adecuado: mantenerte seguro.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

T
Redacción TICPymes

Artículos relacionados

Artículo 1 de 4