Internet: Configuración Skype

Ante la avalancha de servicios de voz sobre IP que han aparecido, en especial Skype, la proliferación de teléfonos que trabajen bajo esta tecnología han aparecido en multitud de escaparates. Instalarlo puede ahorrar mucho dinero a una PYME.

Publicado el 19 Jun 2009

Paso 1: Instalación
El primer paso es especificar una cuenta de correo que vamos a asociar a nuestra cuenta de Skype. También especificaremos el nombre que queremos que aparezca cuando alguien establezca comunicación con nosotros. Este nombre también se podrá utilizar para que el resto de usuarios lo utilicen para realizar la búsqueda de nuestro contacto en Internet. También debemos especificar desde qué país estamos.
Una vez seguimos las indicaciones a lo largo de la instalación y finalizamos el proceso, el instalador nos pregunta si queremos iniciar la aplicación a lo que responderemos que sí. La primera vez que utilices Skype, el programa preguntará si ya tienes cuenta, o si deseas abrir una nueva. Para ello sólo necesitas un nombre de usuario, una contraseña y una dirección de e-mail.

Paso 2: Agregar contactos
Una vez hemos iniciado la aplicación, debemos proceder a agregar contactos, con los que estableceremos las futuras conversaciones telefónicas. Para ello pulsamos sobre el botón situado en la parte superior izquierda Añadir contacto, que también se representa con un signo «+». Al pulsar sobre él, aparecerá en pantalla una ventana en la que tendremos que rellenar un campo en el que introduciremos el correo electrónico de la persona que queremos incluir en nuestra lista de contactos o el nombre de usuario que tenga dado de alta como usuario. Esta es la razón por la que es importante que elijamos un nombre que nos represente lo más fielmente posible para que nuestros amigos puedan localizarnos fácilmente. Si incluimos una dirección de correo de alguien que no se haya dado de alta en Skype, la aplicación nos lo indicará.

Paso 3: Solicitar autorización
Si escribimos un nombre de usuario en el campo de búsqueda que sí esté dado de alta como usuario de Skype, la aplicación de búsqueda lo localiza sin problemas. Una vez lo ha hecho, podemos optar por pinchar sobre ese contacto dos veces y a continuación pulsar en el botón Añadir contacto en la ventana emergente.
La otra opción para incluir el contacto en cuestión en nuestra lista de contactos es pulsando sobre él con el botón derecho del ratón. Al hacerlo, se desplegará un menú en el que encontraremos, además de la opción de Añadir contacto seleccionado, un amplio abanico de opciones. Entre ellas debemos prestar atención a la de Solicitar autorización. A través de ella aparecerá una pantalla en la que escribiremos un mensaje para que este usuario nos permita incluirlo en nuestra lista de contactos y no tener que realizar así una búsqueda cada vez que queramos contactar con él. La comunicación que podemos establecer puede ser a través del teléfono o por medio de cualquier otra opción, desde iniciar una conversación a través del Chat a enviar un archivo, de texto o una foto, por ejemplo.

Paso 4
Una vez tenemos nuestra lista de contactos creada, para llamar por teléfono a cualquiera de ellos, basta con que seleccionemos el contacto de la lista y pulsemos en el teléfono de color verde situado en la parte inferior de la interfaz. Si el otro usuario descuelga, podréis hablar el uno con el otro utilizando el micrófono y los altavoces o con unos cascos Bluetooth. La calidad de sonido depende del ancho de banda de tu conexión. Unos 64 Kbytes por segundo son suficientes para entenderse.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

T
Redacción TICPymes

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5