Hacia una fuerza de trabajo más fuerte y competitiva

Un artículo de opinión de Alejandro Giménez Núñez, CEO de Korporate Technologies y Prometeus Global Solutions

Publicado el 10 Dic 2020

Alejandro Giménez Núñez, CEO de Korporate Technologies y Prometeus Global Solutions

En este 2020 hemos aprendido todos que el puesto de trabajo no es ir cada mañana a la oficina de ocho a seis. Hemos cambiado nuestra forma de trabajar, dando igual cómo lo hacemos, dónde y hasta cuándo, sabiendo que lo importante son los objetivos. La experiencia de empleado ha adquirido ahora un papel predominante, siendo igual de importante que la experiencia de cliente. Hay que facilitar conexión, colaboración, seguridad, accesibilidad, comunicación y un largo etcétera…, porque el foco debe estar en garantizar la continuidad del negocio.

Con este cambio de paradigma, las pymes están abocadas a acometer una reconversión de sus activos tecnológicos para poder seguir adelante facilitando el trabajo de sus empleados en cualquier circunstancia, aprovechando la tecnología para impulsar nuevos niveles de productividad.

La pandemia ha sido una prueba de fuego para todos, sí, pero sobre todo hemos aprendido que esto no va solo de tecnología, va fundamentalmente de personas a las que se les debe facilitar las soluciones necesarias para mejorar su cometido en un día a día cada vez más virtual, donde se premia la agilidad y la flexibilidad. Anotémoslo.

El gasto TI en el próximo año va precisamente en esa dirección: conseguir procesos más eficientes, mayor seguridad y adoptar soluciones que faciliten el trabajo híbrido (en remoto y presencial).

En este sentido automatizar los procesos va a ser el nuevo mantra en los próximos años. Según previsiones de IDC, en 2022 el 45 por ciento de las tareas repetitivas de las grandes empresas se automatizarán.

¿Imaginan que significa eso? Tecnologías como RPA, junto al auge de la nube y la Inteligencia Artificial serán claves en los negocios para ganar en velocidad. De hecho, la Automatización Robótica puede ejecutar procesos de negocio de cinco a diez veces más rápido con un promedio del 35 por ciento menos de recursos. Por favor, evitemos la ‘mala prensa’ que tiene contar con robots de software en nuestras compañías.

El objetivo debe estar ahora en adoptar nuevas tecnologías que mejoren las capacidades de los empleados y la Automatización Robótica de Procesos permite ya eliminar tareas tediosas, rutinarias y repetitivas en muchas organizaciones creando una fuerza de trabajo más fuerte y competitiva. La tecnología RPA es un aliado.

Es tiempo de reenfocar tareas y asignar nuevos cometidos de mayor valor añadido en las empresas, facilitando que el talento existente se use de mejor forma, ahora incluso con ayuda de robots de software.

Automatizar proporciona ya un importante valor empresarial, otorga mayor precisión, eficiencia y eficacia en los procesos, permitiendo aumentar la calidad del servicio, todo ello con un retorno de la inversión muy rápido para las compañías.

Tener un robot que pueda ejecutar un importante volumen de transacciones en minutos en departamentos como el de Contabilidad y Finanzas, Recursos Humanos o Servicio de IT… supone evitar errores y maximizar la eficiencia en el desarrollo de tareas que ocupan gran parte del tiempo, reduciendo cargas del trabajo administrativo y burocrático.

La transformación digital trata precisamente de eso de conseguir mayor eficiencia, incluso en entornos híbridos, como el actual, donde la agilidad y la continuidad de negocio deben estar garantizadas. Automaticemos sin miedo nuestros procesos para ser más eficaces, tendremos trabajadores más comprometidos, productivos y por qué no, más felices.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

T
Redacción TICPymes

Artículos relacionados

Artículo 1 de 4