EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
miércoles, 12 de agosto de 2020
Tecnología
El salto al cloud, un reto para abordar inmediatamente
Un artículo de Diego Cabezudo, CEO de Gigas Hosting
01/07/2020
Diego Cabezudo, CEO de Gigas HostingDiego Cabezudo, CEO de Gigas Hosting

La emergencia sanitaria sobrevenida por la COVID-19, va dando paso a una emergencia económica global cuya dimensión es aún muy comprometido determinar. Que la transformación digital era un proceso sin retorno y que ya superó la fase de declaración de intenciones, no es ninguna novedad. Como tampoco lo es que la pandemia ha impuesto un cambio radical en la velocidad hacia la digitalización. 

En el nuevo escenario que afrontamos, la transformación digital se sitúa en la pirámide de la reconstrucción y el cloud computing se perfila como una de las claves para abordar con éxito un proceso tan complicado. El potencial de innovación, la fortaleza y versatilidad que ofrecen las soluciones cloud y los beneficios de la infraestructura cloud, son incuestionables. Lo sabemos bien en Gigas.

Flexibilidad, eficiencia, ahorro y seguridad 

En este contexto, las nuevas soluciones de cloud tienen que convivir con soluciones on-premise instaladas en data centers físicos. Esto es especialmente relevante en empresas donde todo depende de sus propios servidores físicos pero que, sin embargo, anticipan la necesidad de una solución de respaldo en ubicaciones alejadas de esos centros físicos de gestión de la información. Soluciones que aporten seguridad y flexibilidad. 

Estos entornos requieren soluciones de escritorios remotos como , soluciones de implementación rápida, económica y segura, o soluciones de contingencia como que, trabajando de forma sincronizada con entornos físicos y de cloud,  protege y asegura los servicios críticos corporativos para evitar la pérdida de información y la interrupción de la actividad en caso de producirse fallos en el sistema operativo, ataques de ramsomware y virus o errores humanos. La capacidad de recuperación también aplica a la falla del host por una pérdida de energía, mal funcionamiento del hardware, daños en la infraestructura o robos, y otras catástrofes. Y cobra más importancia aún si asumimos que el teletrabajo es ya una realidad a futuro. 

La arquitectura cloud aporta la flexibilidad necesaria para que los engranajes de las organizaciones puedan adaptarse a la nueva realidad. Contribuirá a simplificar su infraestructura y mejorar la monitorización de sus procesos, permitirá un uso más eficiente de los recursos, la mejora de la productividad y la reducción de costes en TI. 

En apenas tres meses nos hemos visto empujados hacia un proceso que, en condiciones normales, quizás hubiera costado cinco años. Las empresas, en tanto que impulsoras de la transformación digital, tienen que tomar decisiones urgentes, responsables y valientes. Los momentos de crisis revelan oportunidades. Y este, sin ninguna duda, es uno de esos momentos y Gigas estará ahí para darles apoyo.