EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
viernes, 23 de octubre de 2020
Tecnología
OPINIÓN: "Devolviendo la magia al cine"
Por Alain Chamaillard, Head of Cinema EMEA & CIS, NEC Display Solutions Europe
Redacción TICPymes18/07/2019

Actualmente el cine está atravesando una época compleja. Las distintas plataformas bajo demanda y streaming están cambiando los hábitos de los espectadores. Ante esta situación la industria debería preocuparse y tratar de recuperar a aquellos que se han desenamorado de la magia de la gran pantalla. Los datos hablan por si solos: la recaudación de las taquillas de Estados Unidos en agosto de 2017, punto álgido de la temporada de cine, fue casi un 35% más baja que en el mismo mes de 2016,  con un índice de asistencia que marcó el mínimo histórico en los últimos 25 años.

En Europa la situación es algo más optimista, ya que la asistencia se mantiene constante en todo el continente, pero no es un motivo de satisfacción. Todos sabemos que los cines tradicionales se enfrentan a una competencia sin precedentes debido a las distintas alternativas de ocio que, junto a los televisores de pantalla panorámica y sonido envolvente, permiten crear una experiencia de cine en casa.

La industria es consciente de que debe recuperar “la magia del cine” y transformar la experiencia en algo relevante. Esto es especialmente importante para las generaciones más jóvenes que han crecido con muchas alternativas más accesibles y económicas. Por estos motivos estamos asistiendo a la aparición de nuevas experiencias de visualización: desde el concepto inmersivo de Secret Cinema hasta la visualización gourmet, y otros más extraños como el Hot Tub Cinema.

Pero por interesantes e innovadoras que sean estas propuestas no son realmente prácticas para la gran mayoría de cines de hoy en día, ya que no cuentan con el espacio ni presupuesto para invertir en cocinas a gran escala o jacuzzis. Esto nos lleva a preguntarnos ¿cómo se puede crear una experiencia que reavive la pasión del público por el cine?

Una de las mejores maneras para que los cines recuperen “la magia” es haciendo recordar al público su esencia y qué es lo que lo hacía tan especial. Cuando los cines aparecieron por primera vez eran como palacios y exponían a todos los espectadores al mismo nivel de lujo y opulencia que se experimentaba en los teatros o en la ópera: había vestíbulos con alfombras rojas y los lujosos asientos; molduras ornamentadas y cortinas de terciopelo.

El lujo sigue siendo un factor diferenciador importante cuando se trata de competir con el cine en casa.  En general la experiencia cinematográfica no ha logrado mantenerse al día con las tendencias actuales y corre el riesgo de convertirse en algo arcaico e irrelevante si no aprovecha las nuevas tecnologías digitales.

Las personas de hoy esperan vivir experiencias digitales cuando realizan las tareas más simples en su día a día, ya sea buscar una marca en un iPad o pedir una hamburguesa a través pantalla táctil de McDonalds. ¿Por qué no hay más cines que aprovechen la oportunidad de digitalizar la experiencia en sala haciéndolo más interesante para los jóvenes críticos de 16 a 24 años?

Los cines deben plantearse cómo pueden introducir los servicios interactivos y el autoservicio en la experiencia que ofrecen desde el momento en el que se accede a ellos. En lugar de hacer cola, comprar entradas y luego hacer cola nuevamente para las palomitas, los cines podrían integrar toda la experiencia con pantallas o mesas táctiles donde los visitantes pudieran pedir las entradas y los diferentes snacks o palomitas con un simple click. Luego pueden recoger el pedido y pagar con su teléfono, y después ver clips y contenidos, así como publicar su propio contenido en las pantallas mientras esperan a que comience la película.

Estos son solo ejemplos que ilustran la idea de que los cines deberían concentrarse en ofrecer experiencias visuales e interactivas fuera y dentro de la sala. Por supuesto, es importante contar con proyectores láser adecuados y preparados para el futuro que brinden la mejor resolución posible.

Los cines pueden aprender mucho de las experiencias de otros que han aprovechado las oportunidades de la tecnología digital, como es el caso del Showcase Cinema de Lux que abrió una sala con 10 pantallas de última generación en Southampton (Reino Unido).

Showcase Cinema ha hecho un gran esfuerzo para crear una experiencia digital unificada desde el momento en que el espectador entra en el cine. Los visitantes quedan inmediatamente impresionados por el videowall arqueado sobre el techo del vestíbulo. La idea es atraer a los espectadores del cine a disfrutar del lugar antes y después de la película y convertirlo en un espacio de reunión.

El lugar cuenta con pantallas digitales, pantallas de señalización de la taquilla en directo, videowalls, posters digitales, así como el exclusivo videowall "volador" curvo. Suspendido a 11 metros de altura en el vestíbulo el videowall muestra el contenido a una resolución de 8K.

El pasado mes de junio en CineEurope, NEC Solutions Europe dio a conocer nuevas tecnologías de visualización que pueden hacer que los espectadores se vuelvan a enamorar de la magia del cine, desde pantallas LED en los vestíbulos, hasta la última generación de proyectores láser DCI. Estas tecnologías tan avanzadas son solo el lienzo para la imaginación de cada cine, al igual que la gran pantalla lo es para los cineastas.

Pyme 2020