EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
viernes, 30 de julio de 2021
Tecnología
El comercio electrónico en España aún no aprovecha todas las ventajas del cloud
Es necesario aprovechar los beneficios de la nube para personalizar ofertas.
05-11-2013

acens Cloudstage (#cloudstage), el encuentro mensual que reúne a expertos tecnólogos para debatir sobre la temática cloud, abordó en su décimo octava edición el tema “Cloud y Retail”.

En esta ocasión, acens Cloudstage contó con la participación de Lluis Altés, Director General de IDC España y miembro del Executive Board de IDC EMEA, quien insistió en la omnicanalidad como oportunidad para el retail y la importancia de la nube para compartir contenidos y mejorar la experiencia del usuario en la compra: “El primer reto es que el e-commerce tenga calidad y a partir de ahí haga ofertas personalizadas a sus clientes”. Así, según el Director General de IDC España “la calidad del servicio mejorará gracias al cloud porque permite conocer con mayor profundidad lo que quieren tus clientes y permite personalizar la experiencia de usuario”.

acens Cloudstageacens Cloudstage

En la actualidad, el retail afronta un nuevo ecosistema que viene determinado por lo que, según el estudio “IDC retail insights”, se denomina como la tercera plataforma tecnológica, un entorno definido por cuatro pilares que construyen las reglas de juego del retail hoy: la nube, el big data, el social business y la movilidad. "La nube mejora la experiencia del usuario en comercio electrónico al hacer los procesos de e-commerce más fáciles permitiendo compartir la información que se genera en distintos dispositivos. Por eso, la nube supondrá en 2020 la mayor parte del negocio en retail", comenta Altés.

La tendencia del e-commerce viene determinada por:

1. La movilidad: Los consumidores quieren poder comprar desde cualquier lugar y por medio de cualquier canal: tienda, hogar ya sea a través de televisión o PC, portátil o con su dispositivo móvil.

2. La nube: Los usuarios demandan mejorar los procesos de compra para verificar al instante productos y comparar. Por ejemplo, si los consumidores están en una tienda y no encuentran lo que buscan, podrían usar un smartphone para ver precios de la competencia, disponibilidad del producto, etc.

3. Social Business: La calidad del servicio e interacción con el cliente siguen siendo claves. Para Altés una de las innovaciones que más éxito puede tener son las aplicaciones interactivas como aplicaciones móvil in-store, que por medio de una red WiFi permiten dar información de un producto por el escaneo de códigos de barras, enviar ofertas según el historial de compras del cliente, o crear vestidores interactivos que escanean medidas con el móvil, convirtiendo la visita a una tienda en una experiencia moderna y divertida.

4. Big Data: Un cliente espera una personalización real de la oferta y una oferta incluso inesperada, que le sorprenda. La nube permite analizar datos y personalizar la experiencia del consumidor con la idea “pienso en ti”. Un buen ejemplo es la experiencia de una conocida salsa que puso como experiencia piloto en un supermercado un software que recogía todos los ingredientes comprados por un consumidor para sugerir una receta combinándolos todos junto a su salsa. La receta se entregaba automáticamente impresa junto al ticket de compra. Esta compañía aumentó sus ventas un 44% en un mes en este centro comercial.