EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
miércoles, 5 de agosto de 2020
Formación
¿Cómo elegir bien una inmobiliaria para vender un piso en la ‘nueva normalidad’?
La mayoría de los expertos coinciden en que el precio de la vivienda se verá afectado a causa del coronavirus
Redacción TICPymes05/06/2020

La crisis del coronavirus ha golpeado fuerte al sector inmobiliario. Las oficinas inmobiliarias estuvieron cerradas durante casi dos meses, las visitas a los inmuebles no estaban permitidas y los notarios solo atendían casos puntuales. Esto ha provocado la caída del número de compraventas en un 38% en el mes de abril, según el Colegio de Registradores. Ahora, con el avance de las fases de la desescalada, el sector despierta del letargo, pero nos encontramos ante un mercado diferente, donde además revolotea la sombra de la crisis económica y el incremento del desempleo. 

Ante este escenario, la elección del intermediario que nos ayudará a vender nuestro piso no debe tomarse a la ligera, pero ¿qué debemos tener en cuenta para escoger a una inmobiliaria en la situación actual? A continuación, desde el comparador financiero HelpMyCash.com nos explican tres aspectos clave.

1-  Apostar por una inmobiliaria que nos justifique el precio de la vivienda

La mayoría de los expertos coinciden en que el precio de la vivienda se verá afectado a causa del coronavirus. Aunque aún es pronto para cuantificar este impacto, la previsible caída del PIB del país y el posible incremento del desempleo puede afectar el poder adquisitivo de muchas familias y a su capacidad de endeudamiento. Lo que puede traer un paréntesis en la demanda y un posible endurecimiento en la concesión de hipotecas.

Todos estos factores pueden provocar que se ajusten los precios. Además, se espera que la pandemia cambie las prioridades y las preferencias de los compradores en lo que se refiere a vivienda. De hecho, según el portal inmobiliario Idealista, la búsqueda de casas o pisos con balcón, terraza, jardín y ubicados en las afueras se ha disparado hasta en un 40% durante el confinamiento.

Este escenario de nueva normalidad y de demanda reducida nos ubica en un entorno sumamente competitivo, en el que fijar un precio atractivo y ajustado al mercado será vital para lograr cerrar el negocio. Y aquí, el papel de la inmobiliaria y la estrategia que siga para concretar la operación cobran especial relevancia. 

En este sentido, debemos escoger una agencia que nos haga un análisis profundo de la situación actual y que nos justifique el precio al que debemos vender la vivienda con claridad y transparencia. La mejor agencia es aquella que busca que su cliente obtenga beneficio, pero sin maquillar la realidad en un escenario de incertidumbre para captar la venta. Por tanto, hacer preguntas y pedir argumentos nos ayudará a elegir la más adecuada.

2- Contratar a una agencia que nos explique con detalle sus servicios y tarifas

Las inmobiliarias cobran unos honorarios por la prestación de sus servicios. Una tradicional nos pedirá una comisión que oscila entre un 3% y un 7% sobre el precio de venta de la casa, dependiendo de la ubicación y el importe del piso. Una inmobiliaria online nos cobrará una tarifa fija que puede ir desde los 1.000 euros hasta los 4.000 euros, de acuerdo a los servicios que contratemos para la venta.

En otras palabras, es una cantidad de dinero sustancial que puede tener impacto sobre el precio de venta o sobre la ganancia que obtengamos con la operación. Por esto y ante la posibilidad de que tengamos que ajustar el precio para lograr vender la vivienda, el comparador de productos financieros HelpMyCash.com indica que es fundamental que, antes de contratar a una agencia, tengamos claro qué servicios nos ofrecerá y cuánto nos cobrarán por ello con detalle.

De esta manera, podemos elegir aquella que nos ofrezca los servicios que se ajustan a nuestras necesidades y a nuestro bolsillo. No obstante, es importante tener en cuenta que no solo debemos mirar cuánto nos van a cobrar y a cambio de qué, sino también la reputación que la inmobiliaria tiene en el mercado y las opiniones que tienen otros clientes en la web. Si verificamos esto podemos saber si estamos tratando con profesionales.

3- Escoger a una inmobiliaria que apueste por la digitalización

A medida que avanza la desescalada, se palpa en el aire la vuelta a normalidad. Sin embargo, la sombra de los rebrotes, la posibilidad de un posible repunte y la ausencia de una vacuna son motivos de peso para entender que las cosas, al menos en el corto plazo, no volverán a ser como eran antes.

En este sentido, las agencias que han apostado por la digitalización de sus procesos y que ofrecen servicios digitales son las que mejor preparadas están para gestionar una venta en el escenario actual. Si bien ya es posible realizar las visitas en los inmuebles y tener trato presencial con otras personas, se estima que las gestiones online seguirán ganando protagonismo a pesar de la desescalada.

Por esto, es aconsejable verificar que la inmobiliaria que contratemos utiliza herramientas online y ofrece ciertos servicios como, por ejemplo, la realización de visitas virtuales, los tours 360º o la firma electrónica para sellar contratos de intermediación o de arras. De esta forma, podemos minimizar los encuentros presenciales y limitarlos a lo estrictamente necesario, por nuestra seguridad y la de los otros.