EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
viernes, 23 de abril de 2021
Autónomos
Blue Prism impulsa la gestión de las ayudas a los autónomos de la Junta de Andalucía
Gracias al software de la compañía, la consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía ha movilizado más de 102 millones de euros en ayudas en 2020.
08/04/2021

Blue Prism, compañía de automatización inteligente, ha impulsado la gestión de las ayudas a los autónomos ofrecidas por la consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía para paliar los efectos de la pandemia del coronavirus. Gracias al software de Blue Prism, la consejería de Empleo ha movilizado más de 102 millones de euros en ayudas y efectuado el pago del 100% de las solicitudes favorables, alcanzando a 125.516 beneficiarios en el año 2020. Asimismo, la tecnología de Blue Prism será la encargada de gestionar una línea de subvenciones recientemente aprobada por la Junta de Andalucía, que respaldará el mantenimiento del empleo de cerca de 145.000 trabajadores de unas 45.000 empresas que han estado afectados por los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) con 270,5 millones de euros.

Además de agilizar la concesión de ayudas, la implantación de la automatización inteligente por parte de organismos públicos como la Junta de Andalucía ha favorecido la generación de empleo de valor en la región con la creación de distintos centros de trabajo centrados en esta tecnología. Blue Prism también ha puesto a disposición de la Junta de Andalucía toda la batería de recursos con los que cuenta en su página web de forma gratuita en cuanto a acciones formativas se refiere sobre capacitación en tecnología de automatización inteligente, que la Consejería de Empleo podrá integrar en sus canales de Formación Profesional para el Empleo, dirigidos a personas trabajadoras ocupadas y desempleadas.

La implantación de la tecnología de Blue Prism ha permitido a la Junta de Andalucía la tramitación ágil de las ayudas a los trabajadores autónomos

La implantación de la tecnología de Blue Prism ha permitido a la Junta de Andalucía la tramitación ágil de las ayudas a los trabajadores autónomos, para ofrecerles liquidez cuando más lo necesitaban para hacer frente a los pagos como cuota de seguridad social o pago de alquileres. De este modo, la convocatoria de ayudas directas de 1.000 euros se cerró el día 29 de noviembre del año pasado, con un récord de número de solicitudes recibidas en una convocatoria pública, con más de 95.000 en tan sólo 10 días. La automatización inteligente ha permitido ordenar, clasificar e instruir las solicitudes recibidas, haciéndose posible así la rápida resolución de todas las ayudas. Para lograrlo, más de 17 trabajadores digitales de Blue Prism han empleado 24 horas al día en la gestión de los expedientes administrativos, llegando a procesar 2.500 expedientes al día y permitiendo realizar el pago en el menor tiempo posible. En tan solo un mes comenzaron a pagarse las primeras resoluciones favorables, cerrándose el año con la emisión de 64.530 pagos, lo que ha supuesto la movilización de 64.530.000 euros.

La automatización también impulsó la tramitación de las ayudas de 300 euros dirigidas a los autónomos puestas en marcha anteriormente en el mes de abril. La tramitación se realizó en un plazo de 3 meses, en lugar de los más de 9 meses estimados para una tramitación tradicional.

Otra medida extraordinaria para ayudar a los autónomos durante la crisis impulsada por la automatización de Blue Prism ha sido la concesión de ayudas al alquiler, destinadas a cubrir los gastos de arrendamiento que tienen que afrontar en sus negocios los autónomos, con 1.200 euros a los trabajadores por cuenta propia con carácter general y con 4.000 euros para los de los sectores de ocio nocturno e infantil. Estas ayudas, que se convocaron en octubre del año pasado, comenzaron a resolverse en diciembre gracias a la automatización de los procesos, llegándose a emitir pagos por valor de 11.446.800 euros, destinados a 7.551 beneficiarios.

Además, la automatización inteligente de Blue Prism ha permitido reducir el coste de la gestión en 1.334.000 euros a la Junta de Andalucía, liberando gran parte de las 100.000 horas de empleados públicos estimadas para su gestión por parte de unos 238 funcionarios y pudiendo dedicarlas a tareas de más valor añadido.

Creación de empleo y formación gratuita

Además de agilizar la concesión de ayudas, la implantación de la automatización inteligente de Blue Prism por parte de la Junta de Andalucía ha tenido un impacto directo en cuanto a generación de empleo de valor. Distintos partners de la compañía y consultoras de servicios han ubicado o están ubicando sus centros de trabajo en Sevilla, creando un polo de atracción de talento en tecnología de automatización en la región. Estos centros de trabajo están dando servicio al territorio andaluz, pero también al resto de España y a proyectos internacionales. Por otro lado, Blue Prism se ha sumado al impulso de los programas de Formación Profesional para el Empleo de la Junta de Andalucía, y ha ofrecido acciones formativas gratuitas en formación en tecnología de automatización inteligente a través de Blue Prism University. Se trata de una importante palanca para la recuperación del empleo a través de la formación en nuevas tecnologías y el reciclaje profesional, que se suma al resto de esfuerzos del Gobierno andaluz.

Agradecemos la confianza de la Junta, que ha apostado por aplicar la automatización inteligente a los servicios públicos

Estamos muy orgullosos de que, en una situación tan complicada como la crisis del coronavirus, nuestra tecnología haya permitido a la Junta de Andalucía poder ayudar de forma más rápida y eficaz a los autónomos, sosteniendo así muchos negocios”, ha señalado José Manuel García Gavilán, Country Manager de Blue Prism para España y Portugal. “Agradecemos la confianza de la Junta, que ha apostado por aplicar la automatización inteligente a los servicios públicos, demostrando las ventajas para los ciudadanos, y para los propios funcionarios”, ha concluido García.

Durante la situación de pandemia vivida en España, la mayor parte de las administraciones han desplegado líneas de ayuda en las que, por imposibilidad de ejercer controles previos, han utilizado la fórmula de aportación de declaraciones responsables por parte de los beneficiarios. La Junta de Andalucía decidió innovar, efectuando la gestión de las ayudas mediante la automatización inteligente de Blue Prism, asegurando así la rápida y correcta aplicación de los fondos públicos. “Hemos sido pioneros en aplicar la robotización para el pago de ayudas económicas a un número tan elevado de beneficiarios, y el proyecto ha sido un verdadero éxito. Nunca se había tramitado tal volumen de solicitudes en un plazo tan corto. Esta agilidad nos ha permitido hacer llegar las subvenciones a los trabajadores autónomos cuando más lo necesitan”, ha afirmado Rocío Blanco, consejera de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía.

Computing 801