EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
domingo, 20 de septiembre de 2020
Autónomos
Los expertos esperan un aumento de bajas laborales por estrés a partir de septiembre
Las consultas psicológicas por temas laborales han aumentado un 20% desde marzo
31/08/2020

Con la llegada de septiembre comienza la reactivación de la rutina familiar y profesional, este año enmarcada en un contexto de incertidumbre derivada de la situación económica y sanitaria actual. La inestabilidad laboral, las nuevas formas de trabajo en remoto que obligan a tener que conciliar la vida laboral y personal, así como el rentrée presencial con las nuevas normas de prevención contra el COVID, hacen que aumente el estrés y la ansiedad ante la vuelta a la rutina. De hecho, los expertos esperan que se incrementen el número de personas que padezcan el conocido “síndrome post-vacacional”, así como que se agudicen sus efectos. “Insomnio, cansancio continuo, dolores de cabeza, malestar general, irritabilidad o miedo son algunos de los síntomas que detectamos entre quienes padecen el síndrome post-vacacional, los cuales este año se verán agravados dada la situación. De hecho, esperamos un incremento de las bajas laborales por ansiedad y cuadros de estrés a partir de septiembre”, explica Lina Romillo, Psicóloga sanitaria y miembro de Top Doctors.

Asimismo, los datos ofrecidos por los expertos de la plataforma Top Doctors, muestran como el número de consultas psicológicas por temas laborales ha aumentado un 20% desde marzo, siendo estas más frecuentes en el caso de las mujeres, especialmente de las madres trabajadoras que han tenido que conciliar la vida familiar y laboral durante el confinamiento. “En consulta se ve un aumento de los niveles de estrés y malestar psicológico por la incertidumbre laboral, tanto de los sanitarios, como de quienes teletrabajan, como de los que han perdido su empleo o podrían perderlo. Muchas personas, sobre todo los más jóvenes, ven su futuro aún más negro de lo que lo veían antes de la pandemia. Por todo ello, muchas personas han sentido en algún momento miedo lo que les ha hecho recurrir a la ayuda de un experto”, explica Romillo. 

Dolores de cabeza y musculares, cansancio e insomnio, variaciones en el peso, algunos de los síntomas de la “depresión post-vacacional”

Al finalizar el periodo vacacional y volver al trabajo y a la rutina diaria muchas personas experimentan ciertas sensaciones a nivel físico y psicológico durante el periodo de adaptación al cambio. Las más comunes son la falta de motivación y concentración, el cansancio y fatiga, la falta de apetito o el nerviosismo. “Los síntomas de la depresión post-vacacional pueden llegar a confundirse con los de la depresión, pero la diferencia radica en el desencadenante y la durabilidad de estos síntomas, no más de 15 días. Este año se verá agravado por un cuadro de estrés mayor ante el miedo a contagiarnos, a la incertidumbre laboral o si se abrirán las escuelas o por cuánto tiempo lo harán, entre otros”, explica Irene Giménez, especialista en Psicología y miembro de Top Doctors.

En otras ocasiones, este malestar puede llegar a reflejarse en dolores físicos los cuales vienen derivados fundamentalmente del estrés. Los dolores de cabeza o migrañas, los dolores musculares, los problemas oftalmológicos, las variaciones de peso y problemas digestivos, así como los problemas del sueño son algunos de los más comunes.

Seis consejos para sobrellevar mejor la vuelta a la rutina 

  1. La vuelta debe ser vista como algo positivo, ya que significa volver a vivir como antes de que empezara la pandemia. Asimismo, las malas reacciones psicológicas ante los cambios o posibles cambios impiden ver las oportunidades que ofrecen los nuevos retos o las nuevas formas de afrontar la realidad tanto personal como profesionalmente.
  2. La alimentación sana y el ejercicio físico diario son la mejor forma de combatir el estrés. También es importante hidratarse a diario, dejar tiempo para nuestros hobbies, hablar o tener contacto con familia y amigos, sin perder de vista las medidas preventivas del COVID-19.
  3. No dejar que el nivel de estrés suba a niveles tan altos que requieran tratamiento farmacológico. Si pasados 15 días los síntomas de la depresión post-vacacional no remiten es necesario acudir a un experto.
  4. Retomar la actividad poco a poco y tomar descansos en la jornada cada dos horas para estirar las piernas o conversar con compañeros.
  5. Descansar de la tecnología durante periodos de tiempo, ayudara a que la mente esté más clara.
  6. Seguir todas las medidas preventivas frente al coronavirus: lavado de manos frecuente, desinfección de superficies en el puesto de trabajo (teléfonos, ordenadores, ratón, mesas), mantener distancia de seguridad con los compañeros y el uso constante de mascarilla.
tags