EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
miércoles, 18 de julio de 2018
Legislación
El Cooperativismo y la Economía Social estarán presentes en la agenda del nuevo Gobierno
Magdalena Valerio, ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, hizo estas declaraciones durante la Asamblea General de la Confederación Española de Cooperativas de Trabajo Asociado (COCETA).
Redacción TICPymes19/06/2018

La ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, afirmó que la Economía Social y el Cooperativismo ocuparán un lugar importante dentro de la agenda del Gobierno de España.

Durante la Asamblea General de la Confederación Española de Cooperativas de Trabajo Asociado (COCETA), celebrada en la sede de Cecabank en Madrid, Valerio valoró la “voluntad de este Gobierno de trabajar con la Economía Social”, a la vez que destacó la aportación de este sector a la sociedad y economía española.

Asimismo, la ministra trasladó la voluntad del Gobierno de España de incluir a la Economía Social dentro del diálogo social. “Tenemos muy claras cuáles son algunas de nuestras prioridades”, afirmó Valerio, “y una es el dialogo social, que debe abrirse a todos los actores, como las entidades de la Economía Social”.

La ministra también se mostró favorable a la petición del presidente de COCETA, Juan Antonio Pedreño, de apostar por empleo estable y de calidad, en el cual las Cooperativas y la Economía Social ocupan un papel preferente. En este sentido, destacó que el 39% de los puestos directivos son desempeñados por mujeres, así como la paridad que domina en el tejido cooperativo.

Además, Valerio anunció que se va a incrementar la lucha contra el fraude en el empleo y en las cotizaciones, así como “también con el problema que hay con los falsos autónomos”, tal y como demandó el presidente de COCETA..

Garantizar el empleo

Pedreño subrayó que desde COCETA y el resto de la Economía Social “se quiere colaborar con el Gobierno para conseguir dos grandes retos. El primero, reducir el número de parados que todavía asciende a 3,2 millones de personas. El segundo, mejorar el sistema de pensiones”.

Pedreño también expuso que durante el último año, se han creado en España 950 cooperativas de trabajo, que han supuesto la creación de 2.890 nuevos empleos. Además, el cooperativismo ha demostrado su resiliencia, al destruir las cooperativas españolas durante la crisis 10 puntos menos que el resto de las empresas. Además, genera empleo estable y de calidad, puesto que más del 80% es indefinido y más del 82% a jornada completa.

Lucha contra el fraude

El presidente de COCETA manifestó a la ministra la necesidad “de poner de manifiesto, de manera contundente, que no se puede culpabilizar a la cooperativa de trabajo como forma jurídica”, así como el “denunciar a aquellas cooperativas, sea cual sea su clase que no respondan en su actuación a lo que marca la legalidad”.

Pedreño puntualizó que “la cooperativa no puede ser un modelo usado para defraudar, en donde la participación, un pilar del cooperativismo, se ejerza como un mero acto administrativo”. Para ello, precisó que “se hace necesario reforzar legalmente la participación del socio en la empresa, llevar un control desde las diferentes administraciones y establecer las colaboraciones necesarias entre poderes públicos, sindicatos, organizaciones de autónomos y organizaciones cooperativas para encontrar alternativas laborales que dignifiquen a las personas, terminen con la inseguridad jurídica y la competencia desleal”.

El presidente de COCETA también ha trasladado al nuevo Gobierno que “tenemos retos comunes como el que nos ofrece la nueva Ley de Contratación Pública, porque su aplicación permitirá a las empresas de Economía Social acceder a nuevos mercados y ámbitos de negocio hasta ahora prácticamente restringido a las grandes empresas que podían abaratar costes (en muchos casos precarizando empleos) y presentar de este modo la oferta económicamente más ventajosa”.

Desde COCETA se postula que es esencial que las empresas tengan un comportamiento responsable desde el punto de visa social y tengan presente la "sostenibilidad y los intereses de la sociedad”. Las empresas de la economía Social, como las cooperativas, ofrecen un buen ejemplo a la hora de crear empleo de calidad, apoyar la inclusión social y fomentar una economía participativa.