EMPRENDER, INNOVAR, TRIUNFAR
miércoles, 19 de junio de 2019
Formación
Los españoles son los endeudados europeos más optimistas
Los españoles sin deudas están más preocupados por su futuro financiero que aquellos que cuentan con deudas, a diferencia de lo que sucede en el resto de Europa, que es justo al revés
Redacción TICPymes25/04/2019

Grupo KRUK, la compañía de gestión de cobro, ha elaborado un estudio para analizar los hábitos financieros de los españoles, así como sus comportamientos a la hora de enfrentarse a deudas. Según este estudio, casi la mitad de los españoles con deudas activas (46 %) cree que su situación financiera va a mejorar. Solo un 13 % se muestra pesimista y cree que empeorará en los próximos años.

Atendiendo a los datos de la investigación realizada por la compañía, el porcentaje de personas con una previsión optimista desciende si se pregunta la misma cuestión a personas sin deudas u obligaciones pendientes. En este grupo, solo el 36 % cree que su situación financiera va a mejorar en los próximos años. Además, las personas que no han atravesado situaciones financieras complicadas tienden a tener una percepción más negativa sobre las deudas: el 66% de las personas sinobligaciones financieras creen que tener una deuda es un problema que hay que resolver cuanto antes, mientras que el porcentaje de encuestados con deudas con esta visión es del 51%.

Capacidad de ahorro y tipos de deudas

A través de esta investigación, Grupo KRUK ha querido también analizar la capacidad de ahorro de los encuestados españoles. Atendiendo a los datos del estudio, más de un cuarto de los españoles (26%) no dispone de ahorros. Si observamos las diferencias entre personas con deudas y sin deudas, vemos que solo un 9% de los españoles sin deudas pendientes ni obligaciones financieras atrasadas cuenta con unos ahorros que equivalen a sus ingresos de 3 años o más. En el caso de los encuestados que sí cuentan con deudas activas, este porcentaje se reduce hasta el 5%.

La investigación realizada por la compañía de gestión de cobro de deudas también ha analizado el peso que las personas dan a las deudas contraídas en función de su tipología. Los pagos que a los encuestados les parecen menos urgentes para devolver fueron: en primer lugar, el pago de las cuotas de teléfono o internet; en segundo lugar, las deudas a amigos, y en tercer lugar, los préstamos de dinero por parte de un familiar. Por el contrario, los pagos que le parecen más relevantes y urgentes de solventar son el de las nóminas a empleados, el pago del alquiler o la devolución de un préstamo a una compañía.

Los españoles, más optimistas que otros europeos

La investigación de KRUK ha sido desarrollada en seis países europeos (España, Rumania, Polonia, Italia, República Checa y Eslovaquia) y arroja datos en torno a las deudas y rasgos diferenciales por países.  En primer lugar, en todos los países analizados, los encuestados con deudas se mostraron más preocupados por el futuro de media que aquellos libres de obligaciones financieras, a excepción de España, donde los encuestados sin deudas están más preocupados por su futuro financiero (30%) que aquellos que cuentan con deudas (28%).

También se han apreciado diferencias en la actitud ante los pagos de las obligaciones financieras pendientes. Mientras que en España los encuestados que nunca han tenido deudas pendientes se preocuparon más por pagar sus préstamos, en países como Rumania o Italia son aquellos que tienen deudas los que sienten una actitud de responsabilidad más fuerte con respecto al pago de las obligaciones pendientes.